Medidores De EC De Precisión

Si quieres darle la máxima cantidad de nutrientes a tus plantas para conseguir la máxima producción sin temor a sobre fertilización es imprescindible que utilices un medidor de EC. ¿Necitas más información? ¡Sigue leyendo más abajo!

¡En Optigarden te ofrecemos los mejores medidores del mercado a un precio muy barato, con envíos urgentes, gratuitos y semillas de regalo!

Uno de los parámetros que debemos tener muy en cuenta junto con el nivel de pH y la temperatura del agua de riego es su nivel de EC o electro conductividad. Para conocer este importante valor es imprescindible un medidor de EC.

¿Por qué necesitas comprar un medidor de EC para tu cultivo?

Un medidor de EC para cultivo interior es un accesorio obligatorio que todo cultivador que busque conseguir la máxima producción debería tener. Este dispositivo nos permite saber el nivel de EC o Electro Conductividad que tiene el agua de riego con la que vamos a regar nuestras plantas.

Un medidor de EC lo que mide realmente es la cantidad de sales minerales que contiene una solución. Cuantas más sales minerales tenga, mayor será el nivel de EC, y cuantas menos tenga, el nivel será menor. Este nivel de sales se mide normalmente en milisiemens por centímetro (mS/cm), aunque también podemos encontrar medidores de EC que miden en partículas por millón (ppm).

Las plantas pueden tolerar un cierto límite de sales minerales según en qué fase se encuentren. Siendo de aproximadamente 0.8 mS durante las primeras semanas de la fase de crecimiento, y pudiendo llegar hasta 2.2 mS durante las últimas semanas de la fase de floración. En esta última etapa es cuando más nutrientes demandan para engordar al máximo los cogollos.

Resumiendo un poco los que acabamos de mencionar, un medidor de EC nos permitirá aportar la máxima cantidad de fertilizantes o abonos que nuestras plantas pueden tolerar sin riesgos de llegar a la sobre fertilización.

¿Qué necesitas saber sobre los medidores de EC?

Medidores de EC para cultivo interior

Si es la primera vez que vas a comprar un medidor de EC seguro que te surgen algunas dudas. A continuación te mostramos las respuestas a las dudas más frecuentes que suelen tener los cultivadores con este tipo de dispositivos.

¿Cómo funciona un medidor de EC?

Un medidor de EC lleva una sonda compuesta por dos electrodos metálicos que forman un circuito cerrado al introducirlos en cualquier líquido. Si este líquido tiene algún tipo de elementos como nitrógeno, fósforo o potasio entre otros, en forma de sales, esta agua podrá conducir la electricidad y podrá ser calculada mediante el medidor de EC.

Todos los medidores de EC llevan una pantalla en la que se mostrará los valores del agua de la que estamos realizando la medición. Hay algunos que miden en milisiemens (mS), otros que los muestran en ppm (partículas por millón) y otros que la muestran en ambas medidas.

¿Cómo calibrar un medidor de EC?

Conforme vayamos utilizando un medidor, este irá descalibrándose poco a poco debido al uso. Calibrar estos dispositivos es algo que se debe hacer al menos cada cultivo, ya que la electro conductividad del agua en niveles altos puede ser un riesgo para nuestras plantas.

Para calibrarlos necesitaremos una solución de calibración del valor que nos indique el medidor en las instrucciones. La calibración se debe realizar según la marca y el modelo de medidor, entre los que podremos encontrar que se calibran automáticamente o los que se calibran mediante un tornillo trasero que hemos de regular manualmente hasta alcanzar la EC de la solución de calibración como el medidor de EC Milwaukee CD611.

¿Es conveniente medir la EC del agua de drenaje?

Sí, el sustrato va almacenando poco a poco sales minerales y llegar a un nivel elevado puede ser perjudicial para la planta, sufriendo sobre fertilización o bloqueo de las raíces para que no absorban más cantidad de nutrientes.

Es recomendable medir el agua de drenaje de cada 15 días y asegurarnos de que esta no sobrepase unos niveles de EC de 3.5 mS/cm. Niveles superiores pueden desencadenar problemas como los que acabamos de mencionar.

Para no alcanzar esos niveles peligrosos es recomendable el uso de enzimas que disuelvan las sales minerales y realizar lavados de raíces de forma periódica.

¿Qué quiere decir “agua dura” y “agua blanda”?

Seguro que has oído hablar alguna vez de estos dos términos. Hacen referencia a la cantidad de sales que tiene el agua, siendo un agua blanda la que contiene un bajo nivel de sales (menos de 0.4 ms) y siendo un agua dura la que contiene un nivel elevado de sales (más de 0.6 mS).

El agua destilada y de ósmosis es agua blanda, ya que su EC está a niveles normalmente entre 0.0 y 0.4 mS. Y el agua del grifo normalmente y dependiendo de la Comunidad Autónoma suele ser superior a 0.6 mS, siendo sus rangos habituales entre 0.7 y 0.8 mS.

Como podrás imaginar, utilizar un agua blanda nos permitirá añadir más cantidad de fertilizantes a las plantas, lo que fomentará un crecimiento más rápido y una mayor producción. Mientras que un agua dura no nos permitirá utilizar tanta cantidad de abono, ya que contendrá muchas sales que la planta no necesita.

Por este motivo, si buscas conseguir la máxima producción en tu cultivo debes partir de un agua blanda con una EC lo más baja posible, y así podrás darle la mayor cantidad de nutrientes necesarios a tus plantas.

Estamos actualizando diaramente nuestro catálogo con nuevos productos. Si estás buscando un producto y no lo encuentras; o bien, quieres sugerirnos algun producto... por favor contacta con nosotros.

No products

To be determined Shipping
0,00 € Total

Check out